Murió sin querer

10 05 2010

Ainhoa Gómez / 2º A de Bachillerato

No voy  a hacerlo,
no quiero escucharte,
déjame vivir.
No dejé de quererte …
 
Cállate.
Deja de amarrarme el alma, déjame marchar.
Déjame ser libre, ¡déjame vivir!
Yo no decidí esto, solo quise quererte,
no hundirme contigo en este barco destinado a naufragar,
este barco que cada día está más al fondo,
cada día más oscuro,
cada día más asfixiante…
¡Yo no decidí encerrarme entre estas paredes duras,
frías y oscuras…!
 
¡Déjame marchar..!
Ya no queda ilusión ni sonrisas ni alegría.
Ya no quedan mares para nosotros, ni tardes de locuras.
Solo nos queda lo absurdo, lo absurdo de un amor que murió.
Murió sin querer y ahora llora.
Vamos a vivir amor… así que déjame marchar y cállate…

Anuncios

Acciones

Information

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: